Periódico Sierra Maestra

Switch to desktop Register Login

Primera intervenciòn en Santiago de Cuba a gestante con estenosis valvular mitral severa

DR 3

Por primera vez en la provincia de Santiago de Cuba se realiza una comisurotomía mitral percutánea con balón a una paciente embarazada que padecía una estenosis valvular mitral severa.

La comisurotomía mitral percutánea o valvuloplastia mitral con balón es una intervención cardiaca estructural por cateterismo que a través de la vena femoral derecha se accede al corazón (primero a la aurícula derecha, luego por punción del tabique a la aurícula izquierda y desde ahí a la dilatación con balón de la válvula mitral) con el objetivo de llevar esa área valvular al doble, o como mínimo, a 1.5cm², explicó el Dr. Abel Salas Fabré, especialista en Cardiología, jefe del servicio de Hemodinamia en el Cardiocentro de Santiago de Cuba.

“No es eliminar la estenosis, sino llevarla de severa a ligera para que los pacientes puedan continuar una vida normal”, agregó. Desde que en el 2008 se introdujo este tipo de cirugía en el cardiocentro de Santiago de Cuba se han realizado otras 60, pero ninguna a embarazada.

Diamaris García Peinado, de 30 años y 22 semanas de gestación, es la primera gestante a la que se le realiza la cirugía en el territorio, pues el proceder se le hizo a otras cinco santiagueras, pero en La Habana que era donde único se hacía, comentó el Dr. Reinaldo López Barroso, especialista en Obstetricia y Ginecología en el hospital Dr. Juan Bruno Zayas.

La estenosis valvular mitral severa provoca insuficiencia cardiaca, arritmias y hasta la muerte. En el caso de las embarazadas se les suma la mortalidad fetal y materna, pues de todas las cardiopatías que pueden verse en gestantes, esta es una de las que peores consecuencias acarrea. Las fiebres reumáticas, producidas por enfermedades estreptocócicas, son de las principales causas que pueden provocarla. Según comentó Salas Fabré “una válvula sin estenosis mide de 4cm² a 6cm². Cuando el área valvular es igual o menor a 1cm² es una estenosis severa”.

Diamaris, con historia diagnosticada hace más o menos dos meses, tenía 0.7cm², “una de las más apretadas que hemos intervenido en este cardiocentro. Logramos llevársela 2.1cm², o sea, fue un éxito, sin ningún tipo de complicaciones”, dijo el especialista.

“A la paciente se le hicieron evoluciones mediante ecocardiografías y también se evaluó el feto. Hasta ahora todo está normal. Como este es un equipo que emite radiaciones hubo que protegerla con un delantal plomado que aunque pesa estuvo sobre la barriga de ella para proteger el feto.

“Esta es una enfermedad que puede ser congénita o adquirida. En el caso de ella fue adquirida; todo indica que de causa reumática, o sea, que le dio fiebre reumática cuando pequeña y esa enfermedad le fue dañando la válvula hasta provocarle una obstrucción.”

En Santiago de Cuba hace unos 30 años se hacía comisurotomía por los cirujanos cardiovasculares, pero accedían a la válvula abriendo el tórax y entonces las dilataban con unos dispositivos que poseían. Por supuesto era un proceder mucho más invasivo y cruento y entre las estadísticas no se reportan embarazadas.

Periódico Sierra Maestra/ Correo: cip226@enet.cu / Directora: MSc. Olga E. Thaureaux Puertas/ Redacción Digital: Lic. Clara Gayoso Giro, MSc. Arnaldo Clavel Carmenaty / Informático: Ing. Alberto Elers Pérez / Copyright ©. Todos los Derechos Reservados. Autorizamos la reproducción de trabajos de este sitio, siempre que sea de forma íntegra y se cite la fuente.

Top Desktop version