Periódico Sierra Maestra

Switch to desktop Register Login

Cáncer bucal: prevenible y curable si se diagnostica a tiempo

cancer bucalDesde enero de 2018 se han diagnosticado en la provincia de Santiago de Cuba unas 300 personas con cáncer bucal. Este es uno de los tipos más comunes de cáncer de cabeza y cuello, y se produce en los labios sobre todo en el inferior, dentro de la boca, en la parte posterior de la garganta, en las amígdalas o en las glándulas salivales.


Por lo general los hombres resultan más afectados que las mujeres, y principalmente lo padecen quienes superan los 40 años. No obstante, en los últimos tiempos ha disminuido la edad de aparición de esta enfermedad de la cavidad oral.
Lo cierto es que la detección tardía del cáncer bucal puede implicar cirugía, terapia radiante y quimioterapia, y también puede resultar mortal. Ese pronóstico negativo se debe en parte a la falta de identificación de los primeros síntomas, por lo que la detección temprana de este cáncer es fundamental para el éxito del tratamiento.
La Dra. Ana Marys Savournin Rodríguez, especialista de Primer Grado en Estomatología General Integral, miembro del Grupo Provincial de Lucha Contra el Cáncer, comentó que esta afección es un serio problema de salud pública que causa gran morbilidad y mortalidad, y que constituye por eso un verdadero desafío para nuestro país.
“En la provincia de Santiago de Cuba el cáncer bucal tiene una alta incidencia y prevalencia, siendo el tabaquismo en combinación con la ingesta fuerte de alcohol el principal factor de riesgo, pues provocan irritación perenne sobre la mucosa bucal y cambios en la piel y la membrana de esta zona. Otros factores de riesgo son las comidas calientes, ya que el calor también afecta dicha mucosa bucal y quita la queratina que la recubre.
“Además, las radiaciones solares implican un riesgo importante sobre todo para el labio inferior; y existen otras causas desencadenantes que se asocian a los traumas crónicos, a las prótesis desajustadas, a los dientes que ya no tienen solución y permanecen todavía en la cavidad bucal; los alimentos demasiado condimentados; e incluso en los últimos años la aparición de este cáncer se ha visto relacionado con la exposición al virus del papiloma humano.
“Por eso es muy importante que la población se eduque y adquieran conocimientos acerca de cómo se puede prevenir esta enfermedad, porque el diagnóstico precoz es primordial en este sentido, y por tal motivo resulta imprescindible por un lado el auto-examen de la mucosa bucal y la consulta periódica con el estomatólogo”, explicó la también activista del Programa de Prevención del Cáncer Bucal en el policlínico Ramón López Peña.
La cavidad bucal, o sea, la boca, es de fácil acceso para su revisión y con una sencilla observación que puede realizar cada persona en su hogar se pueden evitar males mayores. Solo se necesita tener las manos limpias y un espejo.
“El paciente debe colocarse frente al espejo y utilizar sus manos para palpar los labios, los carrillos, levantar la lengua, y observar las posibles señales, que podrían ser un aumento de tamaño, nódulos, úlceras o cicatrices que no curan en más de siete días, manchas rojas, negras, blancas... Todo eso es síntoma de alarma de que el paciente puede estar en camino de tener un cáncer bucal.
“También es fundamental el papel del estomatólogo en la prevención y diagnóstico precoz del cáncer. En Cuba contamos con el Programa de Detección del Cáncer Bucal desde 1983, este es un programa organizado de pesquisaje masivo, que se realiza a todas las personas que acudan o no a la consulta de estomatología.
“Y es que aunque no acuda el paciente a la clínica se le hace en su casa. Este examen se realiza de forma anual a todos los pacientes mayores de 15 años en la Atención Primaria de Salud; y si el estomatólogo detecta alguna lesión, algún estado precanceroso, rápidamente interconsulta con el maxilofacial, que asiste al área de salud una vez a la semana o cada 15 días.
“Este examen debe de ser minucioso y ordenado para posibilitar una evaluación integral del paciente. Es por eso que cada consultorio médico de familia tiene un estomatólogo asignado para la atención de esa población, que pertenece al grupo básico de salud.
“Ese estomatólogo es el responsable de atender tanto a los pacientes priorizados como a los que pertenecen a la población general. Esa pesquisa activa se realiza en el hogar, pero si el paciente no está, el estomatólogo tiene la labor y la función de darle el turno al paciente para que acuda a la consulta de estomatología”, expresó la doctora Ana Marys Savournin, y argumentó:
“Verdaderamente se ha perdido un poco esta pesquisa por diferentes causas, pero ante la alta incidencia del cáncer bucal en la población santiaguera la estamos retomando. Es bueno decir también los horarios de atención de las clínicas, que son de ocho de la mañana a ocho de la noche y pueden acudir a sacar su turno en las diferentes áreas de salud.
“Porque una de las dificultades que tenemos es que los casos diagnosticados de cáncer bucal eran en etapa tardía y cuando el paciente llegaba al servicio estomatológico se encontraba en una etapa cuatro, y como cáncer al fin, es una enfermedad que si no se trata en sus primeros estadíos (que es cuando más se le puede aplicar radioterapia, quimioterapia y cirugía), llega el momento en que no se puede hacer nada”, finalizó.

Periódico Sierra Maestra/ Correo: cip226@enet.cu / Directora: MSc. Olga E. Thaureaux Puertas/ Redacción Digital: Lic. Clara Gayoso Giro, MSc. Arnaldo Clavel Carmenaty / Informático: Ing. Alberto Elers Pérez / Copyright ©. Todos los Derechos Reservados. Autorizamos la reproducción de trabajos de este sitio, siempre que sea de forma íntegra y se cite la fuente.

Top Desktop version